Composto, Claudia

Licenciada en Sociología de la Universidad Nacional de Buenos Aires y está cursando la Maestría en Ciencia Política del Instituto de Altos Estudios Sociales de la Universidad Nacional de San Martín (IDAES-UNSAM). Es Becaria doctoral del CONICET. Integra el proyecto de investigación “Modos de acumulación y conflictos sociales en la Argentina contemporánea”, con sede en la Universidad Nacional de Quilmes. Actualmente, trabaja sobre los conflictos socio-ambientales en contextos de disputa territorial y, particularmente, las estrategias de producción de consenso y legitimidad social desplegadas por las empresas transnacionales y los Estados locales en torno al desarrollo de la minería a gran escala en Argentina.

Ejercicios de Hegemonía

Ediciones Herramienta, Buenos Aires, Argentina, julio de 2011, 336 páginas, ISBN: 978-987-1505-20-3

Índice
Introducción
 
Acumulación y hegemonía en las Tres Patagonias.
Una lectura crítica sobre la historia regional
Guido Galafassi
 
Concepciones hegemónicas sobre la Revolución Sandinista
en los diarios argentinos: La Nación, La Prensa y Clarín (1979-1982)
Natalia Lascano
 
La condición de la agro-biotecnología. Producción de conocimiento
y construcción de hegemonía en la región pampeana argentina
(2002-2010)
Verónica Hendel
 
“Todas las voces, todas”: ¿todas? Discurso hegemónico en el conflicto
campo-gobierno por las retenciones móviles en 2008
Marisol Esteve
 
Transnacionales mineras y estrategias hegemónicas de producción
de consenso y legitimidad social en contextos de disputa territorial.
Apuntes de investigación para la construcción de una tipología
analítica
Claudia Composto
 
Introducción
  
Pensar y ejercitar a partir del concepto Hegemonía, recogiendo los escritos originales del propio Gramsci, implica hoy en día caminar a contrapelo. Especialmente luego de tantas versiones ambiguas y dietéticas que han circulado durante los últimos tiempos, y que se han caracterizado por cierta obstinación de la intelectualidad contemporánea por negar la propia historia en tanto sinónimo de profunda lucha antisistema, es decir, aquello que implica el debate en torno a la filosofía de la praxis. Por otro lado, pero fuertemente encadenado a lo recién señalado, el concepto Hegemonía nos obliga a cuestionarnos acerca de esa convivencia con una sensación de relativa desorientación frente a las derrotas y fracasos del llamado “socialismo real” y la imposición temporaria, y nunca exenta de crisis, de las ideas individualistas extremas ligadas al neoliberalismo y de aquellas otras complementarias y apáticamente conservadoras provenientes del pensamiento posmoderno del fin de la historia. El pensamiento de Antonio Gramsci, nos compromete también a pensar en clave dialécticamente crítica abandonando cualquier intento dogmático y mecanicista, de lo que Lukács gustaba llamar el marxismo vulgar

Respuestas estatales y empresarias al conflicto social en el sector minero post 2002

Durante los años 90, el Estado argentino desarrolló el marco jurídico propicio para la expansión sin precedentes de la inversión extranjera directa en el sector minero, iniciando un acelerado desarrollo de la minería metalífera a gran escala en el país. No obstante, este contexto de estabilidad y crecimiento halló su primer “obstáculo” a mediados de 2002, cuando el profundo proceso de movilización social transcurrido en Esquel (Chubut) culminó con la sanción de una ley provincial que prohibía la minería a cielo abierto con cianuro en determinadas zonas de la jurisdicción, impidiendo la radicación de la empresa minera Meridian Gold/El Desquite, y abriendo un período de incertidumbre que puso en entredicho la legitimidad y continuidad de esta actividad en el país a partir de 2003.

En el presente trabajo analizaremos las respuestas elaboradas por el Estado y las transnacionales mineras frente a la emergencia y proliferación de resistencias sociales en torno a la explotación minera a gran escala en la Argentina, considerando como punto de inflexión el “caso Esquel”, principal referencia de las acciones de protesta que se gestaron en otras regiones desde entonces. En este marco, tanto el Estado como las trasnacionales desarrollaron una serie de resoluciones y estrategias en pos de reconstruir una estabilidad más duradera para el sector. El Estado, a través de la jerarquización administrativa del área minera en 2003 y de la formulación del Plan Nacional Minero en 2004; y, las empresas, profundizando sus políticas de “responsabilidad social empresaria” como forma de construir legitimidad social. De esta manera, nos centraremos en el análisis de cada una de estas respuestas y sus interrelaciones. 
Distribuir contenido