Chesnais, François

Investigador-militante marxista, economista, profesor emérito en la Universidad de París 13-Villetaneuse. Es parte del Consejo científico de ATTAC-Francia, director de Carré Rouge y miembro del Consejo asesor de Herramienta, con la que colabora asiduamente. Autor de una gran cantidad de artículos, ensayos y libros, entre los que elegimos mencionar La Mondialisation du capital y Les dettes illégitimes. Quand les banques font main base sur les politiques publiques. Es también uno de los autores de la obra colectiva Las finanzas capitalistas. Para comprender la crisis mundial, publicado por Ediciones Herramienta. E-mail: chesnaisf@free.fr.

Discutir la Crisis

Estamos todavía en la fase inicial de una crisis que será muy larga. Desde el punto de vista capitalista, la solución esencialmente está en Asia. Marx decía que este tipo de crisis, eran las crisis que marcaban los límites históricos del capitalismo, en las que se conjugan el conjunto de sus contradicciones. Actualmente, la expresión de estos límites históricos estará íntimamente ligada con una crisis de civilización, puesto que su desarrollo prolongado y sus sobresaltos se conjugarán con la aceleración del impactos, en diferentes puntos del mundo, de la crisis por el calentamiento climático. Se ha entrado en un período en el que la crisis de civilización integrará estas dos dimensiones.

Pensar el Comunismo, el Socialismo, hoy. Apertura de la jornada por Aldo Casas y François Chesnais

Buenos Aires, 17 de septiembre de 2006

 

Aldo Casas

En primer lugar agradecemos vuestra presencia: en especial a François Chesnais, que es quien vino de más lejos, y a todos por el esfuerzo de hacerse presentes un domingo a la mañana…

La reunión se inscribe, por así decirlo, en un doble tipo de secuencia. Por un lado, para nosotros se liga con la conmemoración de los 10 años de haber comenzado a editar Herramienta (quiso la casualidad -o causalidad- que casi exactamente en la misma fecha y sin ninguna conexión, el compañero François empezó a sacar en Francia la revista Carré Rouge). Conmemorando estos diez años, impulsamos hace pocos meses una serie de actividades con Pablo Regalsky, un antropólogo con largos años de investigación y militancia de Cochabamba, Bolivia; ahora lo tenemos a François, y dentro de poco estará con nosotros, en un seminario y debates, John Holloway. Con estas actividades tratamos de resaltar el compromiso de Herramienta con una labor de elaboración y difusión de ideas que esperamos mantener e incrementar. Por otra parte, la discusión que vamos a hacer hoy se inscribe, más específicamente, en el esfuerzo de un grupo de compañeros y revistas europeas que, a comienzo de este año, dieron un primer paso en un esfuerzo conjunto de elaboración teórica y política, y este es el tema específico que nos convoca hoy.

Pensar el Comunismo, el Socialismo, hoy. Intervención de François Chesnais

Intervención de François Chesnais (17 de septiembre de 2006)

Voy a hacer una intervención muy breve, para dejar planteada cual es mi preocupación, lo que considero como el problema concreto, el problema actual.

Creo que debemos partir de la idea lanzada por el movimiento altermundialista: "otro mundo es posible". Para hacer dos cosas más: mostrar que ese otro mundo es, además de posible, necesario y deseable; y también, explicar ese otro mundo en términos de su contenido de clase, emancipador. Pero debemos hacerlo con palabras que sean entendidas por las actuales generaciones, que conservan un hilo de comunicación mucho más delgado del que tenian las generaciones anteriores con el marxismo y la ideología del movimiento obrero. Debemos lograr tener un discurso que nos permita ganar para el combate político contra el capitalismo a una nueva generación de jóvenes, de estudiantes del secundario. Debemos considerar que esta es una tarea inmediata, integrándola con todos los procesos de luchas de los explotados y dominados, que son luchas por la supervivencia misma. Este es el desafío, y tenemos que repensar todo lo que hemos aprendido para que sirva a esta tarea. Por ejemplo, ya que se lo mencionó, debo decir que el libro de Claudio Katz me sorprendió por su grado de abstracción y de tecnicismo; como se lo dije con toda franqueza a Claudio, no entiendo cómo hoy se puede escribir un libro sobre el socialismo tan "desencarnado".

Mundialización: extrema pobreza, destrucción del medio ambiente y guerras…

La irracionalidad fundamental del capitalismo está en el núcleo de la crisis de civilización planetaria 

Una advertencia inicial, porque el título puede ser equívoco. Este artículo no hace una presentación y análisis referido a los tres campos mencionados, sino que es apenas un intento de clasificación de las formas contemporáneas de guerra. Propone un marco analítico a ser alimentado con nuevos datos, de modo que su configuración pueda ir cambiando.

Constatar el cambio radical de período, ayudar a comprender su contenido y consecuencias

31 de mayo de 2007. Publicado en el sitio http://www.carre-rouge.org

Traducción del francés: Aldo Casas

Con el cambio de siglo, grosso modo entre 1992 y 2001, se produjo un cambio de período: no sólo de fase en la lucha de clases, sino de período histórico. Este cambio todavía ha sido muy poco analizado por quienes están comprometidos en el combate por la emancipación social. Uno de los principales objetivos de esta revista [la que surgirá de la convergencia entre Carré rouge y À l’encontre, con la colaboración también de Herramienta, nota de A.C.] es publicar materiales y elementos de reflexión teórica que contribuyan a aclarar su contenido, desde el punto de vista de la lucha contra la explotación. Este texto propone algunos elementos de análisis y permite comprender en que sentido se orientan las primeras discusiones realizadas por los iniciadores de la revista. Constituye así nuestra primer contribución al indispensable debate colectivo del cual quiere ser un soporte.

Como la crisis del 29, o más… Un nuevo contexto mundial

"La crisis va a desenvolverse de tal modo que las primeras y realmente brutales manifestaciones de la crisis climática mundial que hemos visto van a combinarse con la crisis del capital en cuanto tal"

La tesis que voy a presentar sostiene que el año pasado se produjo una verdadera ruptura que deja atrás una larga fase de expansión de la economía capitalista mundial; y que esa ruptura marcó el inició de un proceso de crisis con características que son comparables con la crisis de 1929, aunque se desarrollará en un contexto muy distinto.

El fin de un ciclo. Alcance y rumbo de la crisis financiera

La marcha de la crisis financiera que estalló en el sector de préstamos hipotecarios de los Estados Unidos en agosto del año pasado no es lineal. Los momentos de regreso a una calma relativa se alternan con expresiones más visibles de crisis, a veces espectaculares. El estallido de esta crisis representa un giro en el curso de la economía mundial.

En primer lugar, marca el fin del ciclo económico estadounidense iniciado con la recuperación de comienzos de 2003. Ya en este sentido su alcance es mundial, pues el consumo interno norteamericano representó, entre 2003 y 2006, la principal salida para la oferta de mercancías producidas en los otros países. Y hay más: aún antes de que la demanda interna de los Estados Unidos sufriese todos sus efectos, la crisis hipotecaria comenzó a propagarse casi en todo el mundo, mediante los mecanismos propios del sistema financiero globalizado, hacia los bancos y las sociedades de colocación financiera (los mutual funds, los hedge funds y las sociedades especializadas en préstamos hipotecarios). No son afectados sólo los países fuertemente interconectados con las finanzas estadounidenses. Lo son también los que tienen monedas más expuestas a los efectos de la caída del dólar. Por lo tanto, los niveles de actividad económica, de empleo y de disposición al consumo o la inversión en un conjunto de países pueden disminuir a consecuencia de lo que ocurre en los Estados Unidos. Son de prever interacciones a este nivel, pues la OCDE precisó que la desaceleración había comenzado entre los países miembros antes del inicio de la crisis financiera.[1]

Las contradicciones y antagonismos del capitalismo mundializado y sus amenazas a la humanidad

Tres ideas que pueden ayudar a pensar este momento histórico

La primer idea está tomada del Libro III de El capital, donde Marx escribe que

"La producción capitalista aspira constantemente a superar estos límites inmanentes a ella, pero sólo puede superarlos recurriendo a medios que vuelven a levantar ante ella estos mismos límites, todavía con mayor fuerza."[1] Las raíces de este movimiento de superar-volver a levantar están en las contradicciones consustánciales a la valorización del dinero devenido capital, a través de la producción de valores de cambio fundada en la compra de fuerza de trabajo y su explotación - todos factores indisociables de la propiedad privada de los medios de producción.

Tendencias profundas del imperialismo y realidad de las relaciones políticas mundiales

La agresión de los Estados Unidos contra Irak para derribar el régimen, ocupar el país y establecer en él un proconsulado militar debe analizarse de manera simultánea y contradictoria sobre dos planos. La invasión traduce tendencias muy profundas de la sociedad burguesa en la época del imperialismo, animadas por la presencia en el poder de un clan imperialista preciso. No obstante, la agresión puso al descubierto la fragilidad política del dispositivo. Desencadenó procesos a los que los Estados Unidos respondió siempre con la fuerza, lo que puede desembocar en una verdadera política de fuga hacia adelante.

Raíz, génesis y consecuencias del crash bursátil

Desde el verano [boreal], acompañando a Wall Street y al Nasdaq [1] , se mantiene la caída de las principales bolsas del mundo. El valor nominal total de las acciones (la capitalización bursátil) cayó un 30%. Esta especie de crash en crecimiento es el marco de la guerra que se prepara contra el Iraq y, más en general, de las relaciones políticas entre las clases sociales y entre los estados.

Puede comprenderse intuitivamente que la caída de las cotizaciones en todas las plazas bursátiles importantes guarda relación con el surgimiento de determinadas dificultades del funcionamiento del capitalismo mundial, que se traduce no sólo en el agravamiento de sus contradicciones inherentes, sino también en amenazas a la configuración capitalista dominada por las finanzas. Así se comprenden las graves inquietudes expresadas por los medios económicos y los dirigentes políticos. El ahorro de centenares de miles de pequeños accionistas se esfumó. Para millares y muy pronto tal vez para decenas de miles de trabajadores las “malas noticias” de la bolsa anuncian algo concreto y mucho más grave: despidos y aumento de la desocupación. Paralelamente a la caída de las cotizaciones, las convocatorias de acreedores se multiplican y los grupos industriales anuncian casi diariamente el cierre de fábricas y despidos frecuentemente masivos.

Distribuir contenido